ShareThis

domingo, 1 de marzo de 2015

¿Supervisora yo?

*Esta historia no es mía, pero este espacio y mi pluma están a disposición de la protagonista, que dará qué hablar*

Soy enfermera en una unidad de cirugía desde hace muchos años. No siempre me he llevado bien con la supervisora que me ha tocado y he sido muy crítica con las Direcciones de Enfermería del hospital. 
Desde hace unos años mantengo ciertas tensiones con la actual supervisora de mi planta. Sin embargo, me han pedido que acepte el cargo de supervisora de medicina interna. Sé que no soy la primera ni la segunda ni la tercera, en fin, no sé qué opción soy, sé que se lo han propuesto a muchas más personas antes que a mi. Pero he decidido aceptar el reto. El horario, el plus económico de las guardias, el nuevo estatus y el desafío, han sido mi principal motivación.


Es una planta con mala reputación. Con mucha carga de trabajo. Los pacientes son muy dependientes. Es la unidad con mayor índice de úlceras por presión producidas durante el ingreso. Con mayor número de conflictos entre categorías profesionales.


En la Dirección ya me han aclarado lo que esperan de mi:

.- Hay que frenar el asunto de las úlceras y las quejas de los pacientes y familiares. Hay que organizar y controlar el trabajo. Qué hacen, cómo lo hacen y corregir lo que no esté funcionando.
.- También deben cesar las quejas de los trabajadores,- me dice la Directora de Enfermería.- tienes que resolver tú los conflictos y evitar que bajen al despacho a quejarse.
.- Están todo el día enfrentadas a los médicos.- se queja.- tengo al jefe de servicio aquí día sí y día también. No sé qué pasa en esa planta, pero quiero que lo arregles.
Me doy cuenta de por qué soy la opción número… ni se sabe, y me dan ganas de renunciar a tan suculento puesto. Pero... o me gustan los retos o soy una suicida, y digo que sí.
Paso la primera semana aprendiendo de la mano de la supervisora que cede el cargo. La situación parece más que difícil:


.- La gestión de carteleras y el programa informático es la actividad que me llevará más tiempo. Hay que tenerlo al día y desde el primer minuto se ve que es un verdadero galimatías. Se trata de tener el servicio cubierto, pero lo que gestiono son personas con vidas familiares y sociales. Son compañeras. Sus descansos y sus cambios de turno son su principal preocupación. La mía debe ser, tener siempre la plantilla organizada y cubierta.


.- Los trabajadores se llevan mal entre ellos. Incluso dentro de un mismo turno, enfermera y auxiliar acaban discutiendo. Nada más llegar, asisto a la primera discusión. La TCAE se ha negado a poner una sonda rectal. asegura que es función de la enfermera. Discuten incluso por los pacientes encamados y me preguntan ¿deben hacerlo juntas? ¿puede delegarse en la auxiliar? ¿en qué casos?. En vez de preocuparse cada una de su trabajo, están más preocupadas de examinar a los de alrededor. Tengo que conseguir poner paz y convencerlos para que trabajen juntos y en equipo.


.- Los facultativos van a ser otro problema. Hay muchos intereses enfrentados. El principal conflicto, “el pase de visita”. Los médicos no tienen fijado un horario, sin embargo, insisten en pasar acompañados por una enfermera y siempre la misma. No entienden que cada enfermera tiene sus pacientes. Ellos solicitan que la misma enfermera pase la planta completa o por médico.
Así comienza mi andadura como Supervisora. Si os resulta interesante, os contaré más.


Nunca pensé que adquirir superpoderes, fuera una tarea tan difícil, pero como dijo el tío Ben a superman “Un gran poder, conlleva una gran responsabilidad”


ENLACES DE INTERÉS:


10 comentarios:

Anónimo dijo...

La mejor solución para algunas personas es enviarlas a la cola del paro con independencia de que se hayan sacado una plaza. ¿Qué misterio tiene poner una sonda rectal? de igual modo también despediría aquellas DUE que se negaran hacer una higiene. El trabajo es de todos y contra mayor cooperación haya, mejor será el funcionamiento de la unidad. En mi experiencia he visto a muchos TCAE negarse a medir la glucemia, montar un equipo de suero, reprogramar una bomba, poner una nebulización, salinizar una vía, cargar medicación, cambiar un drenaje, hacer una simple cura o poner una heparina o insulina. Vale que no es una tarea del TCAE, pero son cosas que se pueden perfectamente delegar. Lo mismo digo de aquellas DUE que son incapaces de poner una cuña, tomar una temperatura, cambiar un pañal o repartir una dieta. Vivimos en un mundo de idiotas y lamentablemente las viejas glorias del hospital son las que terminan intoxicando todo el ambiente porque allí donde trabajan es como su segunda casa.

Anónimo dijo...

Buenos días querido/a.

Te queda mucho por aprender.

Alfonso dijo...

Pues nada seguiremos como los últimos 40 años, a saber: mande usted Doctor Benitez, que enseguida estoy con usted.. ¡¡Nena!! ven rapidamente a pasar visita, pues necesito a alguién que me lleve las historias y los papeles...Je Je.Je En fin seguimos con el desproposito y las canalladas de los de siempre por "arriba y por abajo". Pero con una profesión totalmente feminizada de buenas y dociles personas; que se puede esperar.. ¡¡Que te machaquen y ridiculicen todos los puñeteros días, hasta tu retiro, o abandono de la profesión.

Aruka Capulet Marsella dijo...

hola,me enconte tu blog y me encata! ya te sigo y por ti me anime hacer el mio ,con mis experiencias de enfermeria, y otras cosas :) !!! espero leerte mas :) saluditos http://blogdollblog.blogspot.mx/

Sonia Palencia dijo...

Gracias Aruka
Me anima mucho que te guste lo que escribo y que te animaras a abrir tu propio blog. Entré a verte. Me ha parecido muy cargado de sentimiento y muy cuidado. Se ve que te importa la imagen. Por eso, un único consejito de compañera. Como blogueras, debemos cuidar la ortografía. Yo uso un corrector ortográfico y reviso los post varias veces. Un blog está muy expuesto y el público es muy crítico.
Te deseo todo lo mejor. Nos vemos por la red.
Sigue así.

Sonia Palencia dijo...

Hola Alfonso!
Espero que no!
Espero que cambiemos el chip de "ayudantes serviciales de..." y agarremos las riendas fuerte, asumiendo el rol de profesional autónomo, independiente y responsable. Si no es por nosotr@s mismos, al menos, por nuestr@ profesión y los profesionales que vienen detrás.
Confío terriblemente en las especialidades.
Pero sí, necesitamos un cambio radical!

Sonia Palencia dijo...

Hola!
En mi opinión, tienes parte de razón.
La parte que no comparto es la de que todo sea culpa de las viejas glorias. Lo digo porque hay profesionales de los de antaño, más adelantados, comprometidos, independientes y autónomos que algunos recién graduados. Ni todo es blanco, ni todo es negro. Lo que pasa es que se ve y se habla más de lo negro (lo malo), lo que a veces hace que tengamos la impresión de que no hay nada bueno (blanco).
En mi opinión, todas son responsabilidades de la enfermera, porque todas son tareas necesarias para el "cuidado" del paciente. Y el máximo responsable del cuidado del paciente, es el profesional de enfermería.
Ahora bien, una cosa es ser responsable y otra, tener que asumir todas las tareas (que bastantes asumimos que no nos corresponden).
Para eso está el auxiliar de enfermería "TCAE".
Si uno explora los contenidos del programa educativo de un TCAE, resulta evidente lo que pueden hacer o no. Hay tareas asignadas directamente a este profesional. Otras, según el nivel de complicación e importancia, es el profesional de enfermería quien deberá valorar si debe o no delegarlo.
En el caso del post, la situación en la planta es de rencillas personales, discusiones sin sentido, tonterías muy serias que impiden un buen funcionamiento.
Mi compañera supervisora, tendrá que aprender a lidiar con lo que se ha encontrado y reconvertirlo en un servicio que funcione. Por ahora, parece que lo está haciendo bien, pero es un trabajo difícil y de resultados lentos.
Gracias por pasarte y comentar
Un saludo

Alfonso dijo...

Para dejar la cosa clara que, somos idiotas hasta la enesima potencía, es que estamos tolerando lo siguiente : Titulaciones de 4+1+especialidad, y sin especialidad ( psicologos,sociologos, antropologos, periodista etc etc), les corresponda el grupo de Facultativos nivel A1 . Mientras, los Enfermeros/as de 4+1+especialidad, sigan de personal sanitario titulado del nivel A2 . ¡¡Está claro que, siempre hay idiotas que tragan!!
Saludos.

Sonia Palencia dijo...

Hola Alfonso
Disculpa la tardanza en publicar tu comentario. Estoy en modo "familia" y es el modo que más me absorbe.
En cuanto a lo que planteas... efectivamente, así es. Pero todo se andará. Me consta que se está negociando e intentando forzar al reconocimiento de Enfermería en nivel A1. Es una guerra con muchos intereses en contra y con muchos enemigos. No se ve labor, ni se ve final, pero no significa que no se esté librando. Quizá no lo veamos nosotros. Espero que sí.
La cosa está en seguir luchando sin rendirnos. Poco a poco iremos convenciendo. A los nuevos, a los antiguos, a los veteranos y a los enemigos. No pierdas la esperanza y no tires la toalla.
Un saludo
Gracias por pasarte y comentar
De nuevo, disculpa mi torpeza y mi tardanza.

Anónimo dijo...

Yo es que no permitiria que una auxiliar me realizara gran parte de esas tecnicas :S

Ponte en contacto conmigo aquí!

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Suscribirse ahora Feed Icon